¿Tus párpados tiemblan com mucha frecuencia? ¡Atención con tus niveles de estrés!

0

Sentir un pequeño temblor en uno de tus párpados es motivo para sospechar que tus niveles de estrés no son normales y es hora de hacer algo al respecto. Ese temblor no es un hecho común en nuestro cuerpo y menos que sea constante pues, es un buen indicador de estrés así como, de enfermedades como la mioquimia.

La mioquimia es generada principalmente por la presencia del estrés, aunque también influye el consumo de tabaco y las  bebidas alcohólicas o la existencia de fatiga corporal.

Si este temblor en el párpado se prolonga, podemos decir que se debe a la combinación de lo antes expuesto y a la falta de sueño. También puede influir el desgaste físico entre otros aspectos que, poco a poco, se acumulan en el organismo hasta llegar al punto en el que este no soporta y estalla en problemas más graves que un pequeño temblor del párpado.

Pero todas estas situaciones se pueden evitar, tomando previsiones para ello, el descanso es indispensable. La persona debe alejarse por un buen rato de todo aquello que le perturba, cuando se nota que la situación ya se ha extendido por varios días.

Otra recomendación que se suele dar tiene que ver con limitar el uso de aparatos electrónicos como son el caso de la computadora y los teléfonos celulares, pues son los dispositivos en los que en la actualidad pasan mayor tiempo las personas durante todo el día.

descansar la vista
Los párpados requieren descanso, al igual que el resto de nuestro cuerpo| Foto vía: Umood

Esto último también es causante del pequeño temblor que hemos mencionado, pues debemos recordar que el músculo de los párpados diariamente en condiciones normales, puede llegar a parpadear unas 9600 veces, pero si este número se aumenta lo que se hace es generar un exceso de trabajo del mismo causando agotamiento, generándose el pequeño temblor fastidioso.

Quizás también te interese leer: Una Bebé Nació Embarazada De Su Hermano Gemelo Y Asombra Al Mundo Científico

Es por ello que, el darle descanso a la vista de mantenerse activa frente a los aparatos electrónicos puede ayudar a que los párpados descansen lo suficiente.

En conclusión, cansancio, estrés o exceso de trabajo muscular, ocasionan que nuestros párpados también se agoten y por ende, tiendan a debilitarse un poco. De manera que, lo mejor es brindar el descanso que también merecen al igual que el resto de nuestro cuerpo.