Por no Pagar los Tamales, se Comió el Muñequito de la Rosca, y Casi Pierde la Vida

0

La popular tradición mexicana del roscón o pan dulce para celebrar el día de reyes, casi termina con una anécdota trágica este año. Un hombre que se encontraba celebrando esta merienda con sus familiares, en una residencia en México, casi pierde la vida al asfixiarse con las dos figuras de plástico escondidas en el pan.

Inicialmente los miembros de su familia, que se encontraban con él, pensaron era una broma cuando el hombre comenzó a moverse extrañamente al percatarse de la obstrucción en su garganta. Pero al prestarle mayor atención, se dieron cuenta que el color de su rostro ya se estaba tornando morado. Por lo que, decidieron llamar inmediatamente al 911 y en poco tiempo llegaron los paramédicos. Quienes le suministraron los primeros auxilios correspondientes y lo trasladaron a un hospital. Para ese momento, el hombre ya había perdido el conocimiento.

Este pan o rosca de reyes guarda figuras del nacimiento y a quien le toque debe costear un compartir en familia
Este pan o rosca de reyes guarda figuras del nacimiento y a quien le toque debe costear un compartir en familia | foto vía gentesinaloa

Quizás también te interese: Llegó ‘Hasta Las Chanclas’ Su Casa Y Su Mujer Lo Cargó “A Caballito” A Su Habitación

Cabe resaltar que, según la tradición del roscón mexicano o rosca de reyes. Es horneado un pan con esta forma y adornado, pero en su interior suele tener dos figuras de plástico, una del niño Jesús y otra de un rey mago. Al picarla, quienes se encuentren tales figuras, deberán organizar luego una fiesta con tamales y otras comidas.

Miles de familias llevan a cabo la tradición mexicana del pan o Rosca de Reyes
Miles de familias llevan a cabo la tradición mexicana del pan o Rosca de Reyes | foto vía revistapuntodevista

Por ello, algunos medios que informaron la noticia, destacaron que el hombre habría preferido comerse las imágenes para no pagar los gastos de la celebración posterior.  Las figurilla hicieron una equis en su garganta, obstruyendo la misma, razón por la cual, estuvo a punto de perder la vida por asfixia.