Madre se despide llorando de su hijo en desgarrador video antes de entregarlo a otra familia

0

En tiempos de pandemia todavía se ven historias desgarradoras que terminan siendo virales. Una de ellas es la de esta madre que quedó en video mientras se despide llorando de su hijo recién nacido cuando lo entrega a otra familia.

La protagonista de esta historia se llama Hannah Mongie, proveniente de Utah, en Estados Unidos. Hoy de 21 años cuenta que cuando tenía 18 quedó embarazado de su entonces novio Kaden Whitney con apenas dos meses de relación.

Según lo que dijo en una entrevista a un medio local, apenas había terminado la secundaria cuando se enteró que tenía un hijo en vientre. Asegura que tanto el padre como la madre de este eran entonces muy jóvenes para afrontar la venida de un niño y todo lo que eso supone. Por eso lo primero que pensó la pareja fue en dar al pequeño en adopción porque ya no se sentían preparados para el reto.

Dos meses después la situación escaló en un ambiente mucho más caótico: el novio, misionero de la iglesia, falleció mientras dormía. La noticia terminó de destrozarle el corazón. Ese fue el empuje definitivo para terminar de entregar a su hijo a otra familia.

Después de nacer, estuvo 48 horas con el menor antes de darlo finalmente a otra pareja. Ese fue el tiempo suficiente para grabar un emotivo video donde terminó explicando los motivos de su decisión. Era entonces además una despedida solemne para el niño.

Quizás te interese también: Niño dice que su hermanito que murió de cáncer todavía juega con él

 “En mi cita de control de embarazo, con 8 semanas de embarazo, escuché por primera vez el latido de tu corazón. Tu papá Kaden no estaba porque tenía clase. Pero le mandé un mensaje y se emocionó. Quiero que sepas que te amo y que tomé esta decisión por amor…

…Si no te amara, no estaría en esta posición y no tendrías a esta familia adoptiva tan maravillosa. Termino este vídeo para darte muchos besos antes de entregarte a Brad y Emily … Te amo mi pequeño niño, mi sol, lo siento, te amo demasiado”, concluyó.

La grabación terminó siendo publicada en su canal de Youtube y alcanzó al menos unas 800.000 reproducciones a las pocas horas y unos 3000 comentarios.

Tagg, el niño, terminó siendo adoptado en marzo de 2016. Tras esa decisión, afirma no haberse equivocado. El material, que todavía está disponible en la Web, lo ve como una prueba de que fue algo hecho por amor y piensa que así cuando crezca no sentirá que lo abandonaron.

“Él siempre podrá saber que lo amo más que a nadie en este mundo”, dice.

Lo más inusual del asunto es que tres años después, forma parte activa del pequeño al servir como niñera de la familia (junto a otros dos niños que tienen).

Hasta ahora se ha dicho que mantienen una relación hermosa y él siempre sabrá quién es su madre biológica.