Esta abuela prefirió viajar por el mundo antes que cuidar a sus nietos

0

Para muchas personas la vida comienza a los 50 o 60 años, cuando finalmente pueden desprenderse del trabajo que realizaron por largos años y alcanzar la jubilación. Pues en ese momento, en teoría, debería de contarse con una pensión, ciertos ahorros y todo el tiempo disponible para gastarlos y disfrutarlos.

Sin embargo, la teoría muchas veces está alejada de la realidad y la verdad es que la mayoría, luego de educar a sus hijos, y trabajar por largo tiempo para tener los bienes necesarios como casa, carro, por ejemplo, hacia el final de su vida, escogen cuidar de sus nietos y limitarse a una casa donde puedan descansar “en paz”.

Ahora bien como en todo, hay sus excepciones y, existen quienes llevan años esperando pode tener la disponibilidad de tiempo para recorrer el mundo, aun cuando no se cuente con los recursos económicos suficientes. Y es que, parece que nunca es tarde para irse de mochileros, así lo está demostrando la brasilera Josefa Feitosa una abuela que ha visitado más de 40 países de Europa y sigue viajando y disfrutando del mundo.

Esta carismática señora decidió que no se quedaría cuidando a sus nietos, le dejó esa responsabilidad  a los respectivos padres, vendió su casa, demás pertenencias y tomó solo una mochila, lo que cupo en ella y se fue a recorrer el mundo. Josefa está viajando desde el 2016 cuando finalmente obtuvo su jubilación después de trabajar muchos años en un centro penitenciario de Brasil y decidió aprovechar lo que le queda de vida al máximo.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Josefa Feitosa (@joviajando)

 

Por supuesto ha habido opiniones encontradas en las redes sociales sobre la decisión de Josefa pero los expertos aseguran que es importante respetar las decisiones y el espacio de los adultos mayores, así es que, Josefa está en todo su derecho de seguir recorriendo el mundo.

 

Deja un comentario